Posteado por: Yamil Domínguez | mayo 19, 2010

“…en cualquier momento se me apaga la luz…”

Escrito por: Yadaimí Domínguez Ramos

Éstas fueron las palabras que escuché el pasado lunes al otro lado del teléfono. La voz apagada y la expresión lenta eran síntomas, más que suficientes, para percibir que mi hermano saca el extra del extra y, en apenas horas, su cuerpo podría desvanecerse. ¡Qué dolor! ¡Qué tristeza! ¡Qué impotencia! Sentir a un ser querido, agotando la poca energía de reserva, para poder hablar unos minutos con su familia amada y en espera de que su proceso se revise con todas las garantías. Pero, asombroso y lamentable es que aún lo mantengan en su compañía, tras 36 días en huelga de hambre. Nos hemos dirigido a la jefatura del Ministerio del Interior y ayer decidimos ir a la prisión, con el propósito de que lo trasladen al hospital. Todos los oficiales alegan que los signos vitales de Yamil están “estables”, motivo por el cual consideran válido para no moverlo de su área. Hemos consultado médicos amigos nuestros y nos han explicado la involución del organismo después de varias semanas con rechazo de alimentos, donde uno de los primeros sistemas que puede colapsar es el sistema cardiovascular. Aunque, aparentemente, sus signos vitales no delaten una situación clínica anormal, mi hermano se encuentra en una etapa que necesita de una atención especial. Puede estar incubando una infección, pues el sistema inmunológico comienza a conspirar contra él. Un análisis de sangre descartaría la sospecha de anemia y, por consecuencia, de una transfusión sanguínea. El pulso, basta con apenas segundos, para que éste se altere, ocasionando desde una pérdida de conocimiento hasta un paro cardíaco. Y qué decir de una hipoglicemia. Hoy iremos al Ministerio de Salud Pública para darles conocimiento del caso y, a partir de ésto, veremos que actitud asumen. No obstante, mañana jueves tenemos programada una entrevista con el equipo médico que está “atendiendo” a mi hermano, pues no se trata sólo de su salud, sino que ya peligra su vida y la responsabilidad médica, ante la decisión de no ingresarlo, no caerá al vacío. La frase “…en cualquier momento se me va la luz…” no puedo dejarla de recordar y, colateralmente al dolor que siento, me llena de valor para continuar luchando por él. Necesito AYUDA INTERNACIONAL. La voz del MUNDO se escucha alta y clara, la nuestra apenas se oye y la de Yamil está sujeta a todos los que nos humanizamos con él. Juntemos las voces y evitaremos que esta tragedia tenga un desenlace que, a tiempo, puede evitarse.

 

Anuncios

Responses

  1. Me familiarizo con tu causa. Libertad para todos los presos politicos! Libertad para Cuba!

  2. He leido este caso, y no me sorprende que se haya violado todos los derechos, y se haya cometido las barbaridades que se narran en la carta al secretario de la OEA. En Cuba no hay justicia y no la habra mientras vivamos bajo la actual dictadura, una de las peores en la historia moderna. El satrapa se llena la boca de decir que es el pais con el sistema “mas humano que jamas haya conocido el hombre” Que falacia! Que desfachatez! Libertad para todos los que sufren injustamente en las carceles cubanas!

  3. […] any moment the lights will go out…” Spanish postMay 19 […]

  4. Esto es demasiado para mi, triste…Llevo días desde que leí la noticia que no pego ojo…JODER!!!!

  5. He escrito a muchos medios de comunicación y partidos políticos haciendo eco del caso.
    De momento no ha habido repuesta notoria.
    Seguiremos en el empeño.
    Fuerza Yamil y familia.

  6. Para Yamil y Familia.
    No tengo palabras…. para expresar el dolor por el cual estan pasando tu y tu familia ,solo espero que si existe un” Dios en este Mundo” vea la injusticia que estan cometiendo contigo.
    Saludos del ranchon

  7. juan sin miedo cuando conosca a este insurrecto ,que no sirve como persona todas esas mentiras que dicen creeme que el se merese lo que tiene y 10 es muy poco solo me da pena sus hijas y madre y no le deseo lo peor pero en la vida todo el mal se paga

  8. acaso es Ud tan perfecto o es Dios, para decidir y/o dejar saber si se lo merece o no, quien le dijo que el sufrimiento humano es para pagar ningun pecado, solo los resentidos y envidiosos son los que piensan como Ud.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: